Pleasures of Design

Tipos de letra para los títulos

Los tipos de letra elegidos deberían proporcionar variedad y definición a los subtítulos. La elección de mayúsculas, mayúsculas y minúsculas, cursiva o negrita dependerá en parte de la longitud media de los títulos.

Las mayúsculas son ideales para títulos muy cortos. Si el título medio es muy largo, las mayúsculas ocuparán demasiado espacio y será difícil leerlas.

La combinación de mayúsculas y minúsculas puede ser muy atractiva, pero para distinguirlas del texto circundante tendrán que ser mayores o estar en negrita.

La negrita es la elección habitual para los subtítulos. Su peso adicional implica que pueden tener el mismo tamaño que el texto. No obstante, si aumenta su tamaño, ganará en impacto. Si los títulos “continúan sin dejar espacio” al principio de una línea, deberían ser del mismo tamaño que el texto.

La cursiva no enfatiza necesariamente un título. Suele ser un poco más ligera en peso que la romana correspondiente, por lo que tendrá un aspecto distinto, pero no más fuerte, a no ser que sea mucho mayor.

Si los subtítulos son muy frecuentes en el texto, no deberían ser ni demasiado grandes ni demasiado pesados, para no dominar la página.

Los subtítulos no tienen que ser siempre de la misma familia que el texto. Si se usa un tipo de letra distinto, tiene que ser claramente diferente (una gracia recta o sans serif en contraste con una fuente antigua con gracia, por ejemplo). De lo contrario, el contraste será insuficiente.

más ... Títulos – Parte 3