Pleasures of Design

Aunque teclear en un ordenador personal puede parecer una rutina, un proceso mecánico, la calidad de la impresión sigue dependiendo mucho de la destreza del operario.

Para obtener buenos resultados, el operario necesita entender y aplicar los mismos principios de composición tipográfica que utilizan los profesionales – de este modo tendrá la oportunidad de ser tan bueno como ellos.

Leemos los tipos como caracteres agrupados en palabras que a su vez se agrupan en líneas. Por eso, es importante que el espacio entre caracteres sea menor que entre palabras y que el espacio entre líneas sea mayor que entre palabras. Esto puede parecer obvio, pero muchas veces resulta difícil leer los textos precisamente por ese motivo.

Si se aprietan las palabras en una columna demasiado estrecha, el espaciado entre las palabras podría ser demasiado ancho y crear antiestéticos ríos de blanco. Si entreabre los ojos, estos parches blancos, a lo largo y ancho de la página, destacarán claramente.

Si se añade un espacio adicional entre los caracteres, se perturba la legibilidad y el “color” –la tonalidad gris general- del texto cambia.

La forma más sencilla de evitar estos problemas y garantizar un espaciado uniforme entre palabras consiste en alinear el texto a la izquierda. Esto es muy útil en columnas estrechas, pero incluso aquí sería aconsejable usar guiones para que las variaciones en la longitud de las líneas no sean excesivas.

Si el texto está justificado –todas las líneas de igual longitud-, será necesario usar guiones para evitar un espaciado entre palabras muy ancho. Evite que más de tres líneas consecutivas acaben con un guión. Una línea sobre-espaciada en un texto largo es aceptable, pero si puede resolver el problema reformulando el texto ¡tanto mejor!

más ... Práctica ... Parte 2